Decorar cojines y hacerlos más alegres

Decorar cojines

Los cojines son uno de esos complementos de decoración que enamoran, que encantan y que son capaces de convertir una simple silla o un sofá, en nuestro rincón mágico, en nuestro espacio favorito en el que pasar las horas disfrutando de nuestras cosas. Los cojines son una excelente opción al momento de decorar, solo con un poco de imaginación e ingenio podemos transformar los cojines más aburridos en algo colorido y divertido.


Existen muchas técnicas para decorar un cojín, pero si andáis un poco despistados, os muestro algunas de ellas:

Ideas para decorar cojines coloridos y divertidos

Los almohadones nos pueden ayudar a darle ese toque especial que puede estar necesitando nuestro sofá, la cama y porque no el cuarto de los chicos, donde la imaginación puede llegar a ser infinita en materia de creatividad.

Cómo decorar los cojines

Si tienes unos cojines básicos en color blanco de lino o alguna otra textura que te lo permita, puedes darles un toque acorde a tu decoración con unos ingeniosos números realizados en fieltro verde o negro solo tienes que coserlos, o pegarlos con adhesivo especial para tela, o los puedes fijar con velcro.

Otra opción sería elaborar fundas de cojín elaboradas artesanalmente y pintadas a mano, piezas muy especiales para dar un toque de distinción a tu hogar.

Si no te  gustan las figuras de números, puedes recrear flores,mariposas, siluetas o frutas, y para los chicos, animales simples o alguna figura que sea de tu agrado y probar a  realizarlas en diferentes tamaños y colores.

Cómo decorar cojines

Esta idea es una excelente opción para hacer una decoración en composé que puede adaptarse a cualquier estancia de tu casa aportando un bonito colorido y haciendo el lugar mucho más acogedor.

Los cojines de ganchillo realizados con vivos colores para que des un toque de alegría a tu sofá.  Son tradicionales y al mismo tiempo contemporáneos, tienes cuatro colores para elegir aunque a mi personalmente me gusta la combinación de los cuatro juntos.

Algo que puede ser muy simple, pero muy vistoso. Coge unos lazos bonitos, o unas telas que nos hayan sobrado por casa (eso sí las arreglamos para que queden bonitas, rematando los bordes) y se las pegamos en el cojín… En una esquina, de arriba a abajo, con diferentes tamaños…

Otra manera de decorar un cojín de una manera sencilla, es comprar unos botones, grandes y vistosos, y se los pegamos al cojín, uniendo los dos extremos, como si hiciéramos un tapizado capitoné…

Cómo decorar cojines

Y por último, y esto ya sólo si eres una persona mañosa, podemos hacer un cojín estilo patchwork, es decir, coger telas sobrantes que tengamos por casa y unirlas de la manera que nos parezca… A rayas, cuadros, haciendo figuras… Deja volar la imaginación!

Compartir