Hojas y paja para conservar la humedad del jardín

Después de que hayas escogido la clase de rosas que quieres plantar en tu jardín para conseguir ese efecto maravilloso que esta clase de flores tienen, debes seguir unas ciertas pautas y consejos para que no se te vayan a marchitar y para que florezcan lo mejor que puedan. Uno de esos consejos, y que es uno de los principales, es poner en la tierra hojas y paja para proteger tus rosas.

La mejor forma de asegurar que vas a tener unas rosas saludables y hermosas es poner en sus alrededores una mezcla entre hojas y paja. Este consejo hace que cultivar rosas saludables sea algo mucho más fácil por varias razones. Una de ellas es que ayuda a que la tierra se mantenga húmeda y más fresca, lo que es de mucha ayuda especialmente cuanto estén haciendo días muy calurosos y secos, y así tendrás que ponerles agua con menos frecuencia.

También una buena capa de la mezcla de paja y hojas sobre el terreno, puesto de una forma adecuada y eficiente, hace que las hierbas no deseadas tengan mayores problemas para crecer alrededor de tu flores. Además si utilizas de esta mezcla que ya tiene una combinación de materia orgánica, hace que con el tiempo la tierra la vaya absorbiendo y mejora así la calidad de tu terreno cultivable.

La mejor forma de aplicar esta mezcla es después de que hayas plantado tus rosas y considera que varias clases de ellas funcionan mucho mejor si las pones entre tres y seis centímetros de profundidad en la tierra. Un buen consejo es que no pongas las hojas y la paja justo al lado de la base de tus rosas, lo mejor es que dejes un espacio de entre tres y diez centímetros de espacio entre los troncos de las rosas y la mezcla.

Compartir