Enfermedades que atacan los rosales

Muchas son las personas a las que les gusta cultivar en sus jardines rosas, ya sea por su perfume, por su variedad de colorido, y porque son las reinas de los jardines por excelencia, pero para ello hay que tener presente que suelen ser atacadas por diferentes plagas y enfermedades que las hacen lucir mustias o no las dejan crecer en todo su esplendor.

Soluciones para las enfermedades mas comunes de los rosales

Los hongos atacan a diferentes especies, ya sea interna o externamente, en las rosas el oidio, que se lo conoce como mal blanco suele ser uno de los más habituales, y es ese polvo blanco que solemos encontrar en sus hojas y tallos, provocando con el tiempo que las hojas se sequen hasta que se caen. Para combatirlo es necesario utilizar un fungicida específico, que contenga azufre y un antihongo sistemático.

Otra enfermedad muy común en las rosas es el mildiu, que es un hongo un poco más complejo que el anterior, por eso es necesario frenar su avance antes de que la planta se deteriore completamente, se dá con la aparición de manchas amarillentas en las hojas de la planta, y avanza hasta secarla, por eso se la debe observar, aún cuando esté sana, ya que si el mildiú ha comenzado a atacar la planta deberemos podar esas hojas y tallos que estén enfermos, ya que se propaga con gran rapidez.

El roya es otro hongo que ataca al rosal, y se caracteriza por la formación de pequeños bultos color naranja que se sitúan en la parte trasera de las hojas y al comienzo de los tallos.

En todos los casos es necesario tratar las rosas con fungicidas de alto espectro, y podar las hojas que están enfermas para evitar la propagación y reaparición del hongo.

Compartir

Warning: A non-numeric value encountered in /home/katxumoto/okdecoracion.com/wp-content/themes/Newspapernew/includes/wp_booster/td_block.php on line 326